Guías clínicas y declaraciones de posición

Las guías son un componente esencial para conseguir una atención de calidad para todas las personas con diabetes. Las recomendaciones de las guías definen estándares de atención y utilizan intervenciones de base científica para lograr dichos estándares, con el fin de orientar a los profesionales sanitarios, a las personas afectadas por la diabetes, a los políticos y a los administradores.

La FID ha preparado guías y declaraciones de posición para ayudar a los países, las organizaciones y los individuos que deseen desarrollar sus propias guías nacionales y regionales y se inspiran en la experiencia de expertos de cada una de las regiones de la FID.

Encontrará los textos completos de estos documentos en www.idf.org.

Guías clínicas

GUÍAS PARA LA PRÁCTICA CLÍNICA

La "Guía para la redacción de guías" se ha escrito  pensando en todos aquellos implicados en la atención de las personas con diabetes, en quienes estén a punto de preparar una guía que ayude en la prestación de atención diabética y en quienes quieran basarse en la experiencia de otros a la hora de desarrollar dichas guías.

CONTROL DE LA GLUCOSA POSTPRANDIAL

El propósito de la "Guía para el control de la glucosa postprandial" de la FID es presentar datos procedentes de informes que describen la relación entre glucemia postprandial y desarrollo de complicaciones diabéticas. Basándose en dichos datos, se han desarrollado recomendaciones para el control apropiado de la glucosa postprandial en la diabetes tipo 1 y tipo 2.

SALUD BUCODENTAL PARA PERSONAS CON DIABETES

La Federación Internacional de Diabetes y la Federación Dental Internacional se reunieron para debatir si la base científica en este área permitía realizar recomendaciones formales para la salud bucodental y la atención diabética. El resultado de la colaboración entre estas dos organizaciones es la "Guía de la FID para la salud bucodental de las personas con diabetes".

EMBARAZO Y DIABETES

Esta guía trata sobre los métodos para identificar a las mujeres para las cuales estos problemas son nuevos, así como a las mujeres con diabetes conocida, y ayudarlas a lograr el resultado deseable de una madre y un hijo sanos.

AUTOMONITORIZACIÓN DE LA GLUCEMIA EN DIABETES TIPO 2 NO TRATADA CON INSULINA

La "Guía para la automonitorización de la glucemia de la diabetes tipo 2 no tratada con insulina" de la FID presenta un resumen de los hallazgos y las recomendaciones relacionados con el uso de la automonitorización de la glucosa en personas con diabetes tipo 2 no tratadas con insulina.

DIABETES TIPO 2

La "Guía Global para la diabetes tipo 2" considera 19 áreas concretas de la sanidad e incluye tópicos importantes y controvertidos.  Adopta un enfoque paso a paso que se centra en tres niveles de atención: atención estándar, atención mínima y atención integral. Éstas se pueden adaptar y ajustar para que encajen con las necesidades en base a los distintos recursos de cada entorno.

Declaraciones de posición y consenso

INSULINAS ANIMAL, HUMANA Y ANÁLOGOS

Hoy hay insulinas disponibles en distintas formas moleculares, algunas por diferencias de especie y algunas por haber sido diseñadas mediante ingeniería molecular. No hay pruebas definitivas que nos lleven a elegir un tipo de insulina frente a los demás y a los pacientes no se les debería cambiar de una insulina a otra sin razón.

CIRUGÍA BARIÁTRICA

La Federación Internacional de Diabetes ha publicado su "Declaración de posición sobre la cirugía bariátrica". Este documento pide que se anticipe la consideración de la cirugía bariátrica como parte del tratamiento en los pacientes candidatos, para ayudarles a poner freno a las graves complicaciones que pueden resultar de la diabetes

DIABETES Y ENFERMEDAD CARDIOVASCULAR (ECV)

Las personas con diabetes tienen una probabilidad entre dos y seis veces mayor de desarrollar enfermedad cardiovascular que las personas sin diabetes. La FID reconoce la magnitud de este problema y promueve enérgicamente todas las medidas de colaboración posibles dirigidas a controlar el problema.

DIABETES Y ENFERMEDAD RENAL

En todo el mundo, la enfermedad renal de origen diabético es la causa más frecuente de insuficiencia renal, que exige tratamiento mediante diálisis o trasplante de riñón. Las lesiones renales se pueden detectar desde su inicio mediante un sencillo análisis de orina. El riesgo de insuficiencia renal y el ritmo al que se desarrolla se pueden reducir mediante un buen control de la glucosa en sangre y la tensión arterial.

DIABETES Y OBESIDAD

La obesidad y la diabetes suelen amenazar la salud, el bienestar y el bienestar económico de prácticamente todos los países del mundo. La FID anima a las personas con responsabilidad en la prestación de servicios sanitarios a garantizar que se tomen todas las medidas posibles para garantizar que se cumplan las medidas preventivas.

DIABETES Y TABAQUISMO

El tabaco es dañino para la salud y es especialmente peligroso para las personas con diabetes. Dejar de fumar tiene efectos positivos inmediatos, aunque resulta difícil, debido a la dependencia del tabaco y a todas las formas de publicidad y promoción que utiliza la industria tabacalera.

EDUCACIÓN PARA EL AUTOCONTROL DIABÉTICO

La FID cree que la educación para el autocontrol de la diabetes es un componente fundamental, integral y de máxima importancia de la prevención y la atención a la diabetes y que debería estar disponible y ser accesible para todos.

PREVENCIÓN INTEGRADA DE LAS ENC

Existe una declaración conjunta realizada por el Grupo de Trabajo Internacional para la Obesidad (IOTF), en nombre de la Asociación Internacional para el Estudio de la Obesidad (AIEO), la Federación Internacional de Diabetes (FID), la Fundación Mundial del Corazón (FMC), la Unión Internacional de Ciencias de la Nutrición (IUNS) y la Asociación Pediátrica Internacional (API).

EL PIE DIABÉTICO: LAS AMPUTACIONES SE PUEDEN PREVENIR

Las personas con diabetes corren el riesgo de neuropatía y problemas de isquemia, dos cosas que pueden generar úlceras en el pie y la ralentización de la cura de heridas que, si se infectasen, podrían acabar en amputación. La FID recomienda que todos los individuos con diabetes reciban la mejor atención podológica posible.

LOS DERECHOS DEL NIÑO CON DIABETES EN LA ESCUELA

La FID está preocupada por la situación de los niños con diabetes, especialmente en su entorno escolar. La FID mantiene la posición de que los niños y adolescentes deben poder controlar su diabetes en su entorno escolar sin ser excluidos o discriminados.

EL PAPEL DE LA MONITORIZACIÓN DE LA GLUCOSA EN ORINA EN LA DIABETES

La automonitorización de la glucemia y la automonitorización de la glucosa en orina son los dos métodos principales que se utilizan para monitorizar los niveles de glucosa. La monitorización de la glucosa en orina no es un sustituto de la monitorización de glucosa en sangre, sino más bien una alternativa o un complemento que puede ofrecer información muy valiosa cuando la monitorización de la glucosa en sangre no está accesible, no es asequible o no se desea. 

DIABETES TIPO 2 EN JÓVENES

La prevalencia de diabetes tipo 2 en niños y adolescentes está creciendo en todo el mundo y refleja el aumento de casos entre los adultos. La FID recomienda que se tomen medidas para prestar la mejor atención posible, prevenir las complicaciones crónicas y promover que se continúe investigando.

CONSENSO SOBRE PREVENCIÓN DE LA DIABETES TIPO 2

La intervención precoz y evitar o retrasar el progreso de la diabetes tipo 2 tiene enormes beneficios para los pacientes en términos de aumento de esperanza y calidad de vida y, potencialmente, en términos económicos para la sociedad y quienes paguen la atención sanitaria.

DEFINICIÓN MUNDIAL DEL SÍNDROME METABÓLICO

Ésta ofrece a los médicos una herramienta para identificar rápidamente a las personas de riesgo y comparar el impacto en todas las naciones y grupos étnicos. El síndrome metabólico es una agrupación de los factores más peligrosos de riesgo de infarto: diabetes y prediabetes, obesidad abdominal, colesterol alto e hipertensión.

GRUPO DE TRABAJO PARA LA HBA1C

La medición de la hemoglobina glucosilada (HbA1c) es fundamental para la atención diabética. Ésta es una medición por medio de la cual los proveedores sanitarios pueden relacionar el control glucémico con el riesgo de complicaciones, como las lesiones visuales o la insuficiencia renal. El grupo de trabajo se creó con el fin de desarrollar un estándar y armonizar los informes sobre HbA1c.

APNEA DEL SUEÑO Y DIABETES TIPO 2

Las investigaciones recientes demuestran la probabilidad de que exista una relación entre diabetes tipo 2 y apnea obstructiva del sueño (AOS). La declaración de consenso de la FID sobre la apnea del sueño y la diabetes tipo 2 aumenta la concienciación acerca de la asociación entre las dos afecciones, que tiene importantes implicaciones para la salud pública y la vida de los individuos.

Cuadro 6.1

HbA1c y diagnóstico de diabetes 

En marzo de 2009, la Organización Mundial de la Salud (OMS) convocó una consulta para actualizar los informes de 1999 y 2006 sobre el diagnóstico y la clasificación de la diabetes. La cuestión fundamental era si había que recomendar la prueba de la HbA1c a la hora de realizar un diagnóstico de diabetes. Los miembros del grupo de expertos pertenecían a los campos de la diabetología, la bioquímica, la inmunología, la genética, la epidemiología y la salud pública. El grupo de expertos tenía que analizar el funcionamiento de la HbA1c en el diagnóstico de la diabetes tipo 2, basándose en la detección y la predicción de complicaciones microvasculares. El Instituto Boden de Obesidad, Nutrición y ejercicio de la Universidad de Sidney (Australia) llevó a cabo una revisión sistemática del tema.

Tras el proceso descrito en el “Manual para el desarrollo de guías” de la OMS, el grupo de expertos redactó un borrador de la recomendación. Durante el proceso de decisión se tomó en cuenta los hallazgos de la revisión sistemática y las ventajas y desventajas de utilizar la HbA1c para el diagnóstico de diabetes. El grupo experto concluyó que la  HbA1c se puede utilizar como prueba diagnóstica de diabetes, siempre y cuando estén en funcionamiento pruebas rigurosas de garantía de calidad y los ensayos estén estandarizados según los criterios de valor de los sistemas internacionales de referencia y no haya condiciones presentes que descarten la exactitud de la medición.

Se recomienda una HbA1c  del 6,5% como umbral para el diagnóstico de diabetes. Un valor inferior al 6,5% no excluye una diabetes que se haya diagnosticado mediante pruebas de glucosa. El grupo experto concluyó que no hay pruebas suficientes en este momento como para formular ninguna recomendación formal sobre la interpretación de los niveles de HbA1c por debajo del 6,5%.

El coste más elevado de la prueba de  HbA1c en comparación con el resto de herramientas de diagnostico hará que, por el momento, resulte más difícil que la utilicen los países de ingresos bajos. La prioridad de los países de ingresos bajos seguirá siendo garantizar la disponibilidad de medición de la glucemia a nivel de atención primaria antes de introducir extensamente la  HbA1c para el diagnóstico de diabetes. 

Encontrará el informe completo en: http://www.who.int/diabetes/publications/report-hba1c_2011.pdf